El ajuste fiscal del país no puede esperar más

Secciones
Revista Gestion

El ajuste fiscal del país no puede esperar más

Consultora Multiplica
Noviembre 15, 2020 - 19:00

Hasta 2025 se espera lograr una consolidación fiscal del 5,5% del PIB. Para alcanzar el objetivo a largo plazo, se plantearon varias reformas estructurales: reducir el déficit fiscal, flexibilizar el mercado laboral, volver más eficiente el sistema de recaudación tributaria y asegurar la liquidez del país para proteger la dolarización. En el contexto actual de la pandemia, la pobreza se incrementó de 25% a 36%, por ello los programas de protección y seguridad social son un pilar fundamental a considerar.

Antes del 2020, la economía ecuatoriana venía acarreando serios problemas estructurales, concentrados principalmente en el sector público: política fiscal insostenible, desconfianza en las instituciones y en la gestión de los recursos por la corrupción, y alto endeudamiento público. En este contexto, la pandemia agudiza los problemas preexistentes en la economía ecuatoriana.

Según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), los canales de afectación al sector público son: la insuficiencia del ahorro, la reducción de los ingresos petroleros debido al descenso del precio del barril y los daños en los oleoductos, el espacio fiscal limitado, la menor recaudación tributaria y la dificultad para acceder a los mercados financieros internacionales.

Adicionalmente, para cubrir la brecha esperada de financiamiento de $ 13.500 millones, el Ecuador buscó préstamos multilaterales, principalmente con el Fondo Monetario Internacional (FMI), por tanto, el ajuste de las cuentas fiscales es un camino por el que Ecuador debe direccionarse.

EL AJUSTE ESTRUCTURAL ES INEVITABLE

En un entorno de incertidumbre económica por la pandemia y a puertas de elecciones, se ha diseñado por parte del Ministerio de Economía y Finanzas un plan de transición de siete meses. El ajuste es de carácter estructural y se enfoca en los siguientes puntos:

  1. La salud como una prioridad. Para ello es necesario canalizar recursos públicos para la atención médica con el fin de contrarrestar el número de contagios que al 12 de octubre ascienden a 177.513 casos confirmados. Prestar atención a la salud es indispensable para pensar en la reactivación, dado que una segunda ola de contagios tendría implicaciones graves sobre la economía, principalmente porque de a poco se retoman las actividades económicas.

 

  1. Fortalecer la dolarización. Si bien depende en gran medida del comercio la cantidad de dólares que entra y sale de la economía, también hay otras fuentes de salidas de capitales: pagos de servicio y amortizaciones de deuda externa, salidas de capitales, etc. Sin embargo, para fortalecer la dolarización, los bancos juegan un papel fundamental, principalmente en la creación secundaria de dinero mediante el proceso depósito-crédito-depósito. Durante la pandemia créditos y depósitos han tenido una evolución positiva con respecto al año anterior, principalmente por el uso de medios electrónicos, como el Sistema de Pagos Interbancarios (SPI).

 

Al 6 de noviembre de 2020, las Reservas Internacionales (RI) acumularon un total $ 5.511 millones, un incremento de 0,1% con respecto a noviembre del año anterior ($ 5.517 millones). Las Reservas Financieras (RF) se consolidaron en $ 7.470 millones, conformadas por las Reservas de Otras Sociedades de Depósitos (OSD) en 75% ($ 5.605 millones) y el 25% restante por reservas de la CFN y el BIESS ($ 1.865 millones). El porcentaje de cobertura de las RI sobre las RF es de 97% (Gráfico 1), es decir existe un déficit de $ 174 millones. Pero si consideramos a las RF más el Canje la RI cubriría 73%, es decir, existe un déficit de $ 2.039 millones.

Gráfico 1

Cobertura de reservas financieras y canje

 

 

Las Reservas Internacionales se consideran porque miden la liquidez de un país, es decir, los recursos monetarios que se pueden usar al corto plazo. Un déficit con relación a las RF muestra que las reservas disponibles de activos no pueden cubrir en totalidad a los pasivos a corto plazo. Una política de protección de la dolarización tiene que necesariamente reducir el déficit entre activos y pasivos que ha persistido durante los últimos años.

  1. Planes de protección social. Entre mayo y junio, 950.000 familias recibieron el Bono de Protección Familiar que constaba de $ 240 en dos pagos. Adicional, se transfirió un Bono de Apoyo Nutricional por $ 240 a 7.992 familias vulnerables. Hasta 2021, se espera llegar con apoyo monetario a 80% de los hogares de ingresos más bajos con el objetivo de reducir la pobreza por ingresos que, a pesar de los programas gubernamentales, no lograron limitar el crecimiento de la pobreza (Gráfico 2).

Gráfico 2

Pobreza y pobreza extrema por ingresos

 

El incremento de la pobreza por ingresos en significativo en lo que va del año; hasta septiembre se registró un incremento de 11% en el número de personas pobres en Ecuador. Una cifra comparable con datos del 2009, es decir, el país en materia de lucha contra la pobreza ha retrocedido más de diez años.

  1. Reforma estructural de la seguridad social. Se refiere a considerar en primer lugar al Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) como una institución independiente al Gobierno Central. Es decir, se limitará los préstamos de los fondos de IESS (aportaciones) para financiar programas del Estado. Se acordó que el Ministerio de Economía y Finanzas pague al IESS un total de $ 1.527 millones. A inicios de noviembre se cancelaron $ 528 millones al IESS por concepto de pago de obligaciones pendientes, no obstante, el IESS también compró bonos del Estado por $ 300 millones.

 

  1. Reforma tributaria. En consideración con la caída de los ingresos durante el 2020 (Tabla 1), es necesario revisar las cuentas. El acuerdo con el FMI establece un incremento del IVA que generaría alrededor de $ 1.250 millones al año. Sin embargo, también se planea implementar nuevas estrategias, como reducir las tasas del impuesto a la renta y ampliar la base fiscal, que tendría un impacto positivo en las recaudaciones.

 

Por otra parte, se propone una reducción gradual del impuesto a la salida de divisas y también de aranceles, dado que ambos impuestos incrementan los costos de las importaciones y esto plantea una desventaja en comparación a países vecinos.

Tabla 1

Ingresos tributarios

 

  1. Reforma laboral. Tiene como objetivo propiciar un mercado más flexible, que no genere impedimentos en la generación de empleos. Entre los cambios, se pretende revisar los mecanismos vigentes de contratación, costos de despidos y regulación que presentan barreras para los empresarios. En el marco actual, se precisa de una normativa que se acople a la realidad del trabajo virtual, de recorte de horas. Adicionalmente, se necesita de un programa de protección social para los trabajadores del mercado informal que no aportan a la seguridad social.

 

ORDEN EN LAS CUENTAS FISCALES

El déficit fiscal del presente año llegará a un histórico -8,9% del PIB, por ello se requiere de un ajuste que aplique un incremento de los ingresos y una reducción de los gastos para años próximos. El Reporte de Consistencia Macroeconómica de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador encontró que la política fiscal del país es insostenible desde el 2010. En 2021 se procurará lograr un déficit de -2,9% del PIB. Por parte de los ingresos, hasta 2025 se planea tener un incremento constante de 2,5% del PIB y un recorte de 2,9%.

Entre las acciones que quedan pendientes para el gobierno venidero están la racionalización de la masa salarial mediante recortes para las nuevas contrataciones, congelando las contrataciones no indispensables y despidiendo a empleados de sector público y manteniendo la reducción de la jornada laboral. También se requiere de una simplificación tributaria que amplíe la base tributaria, efectivice el cobro de impuestos y minimice la evasión y elusión para aumentar sus ingresos.

El ajuste fiscal debe acompañarse de una mayor transparencia y reconocimiento de procesos. Se esperan ahorros por alrededor de 0,7% del PIB por transparencia en contratación pública hasta 2025. Para ello se requiere colateralmente transparentar el uso de recursos públicos para que toda la población conozca el destino de estos recursos.

Otro eje fundamental para el ajuste fiscal es el redireccionamiento del gasto en subsidios de combustibles hacia gasto social. El cambio del subsidio universal al sistema de banda de precios liberaría $ 3.000 millones aproximadamente entre 2020 y 2025. Se pretende que estos recursos se destinen al gasto social.

Tabla 2

Balance fiscal esperado

 

EL PROYECTO DE REACTIVACIÓN ECONÓMICA HA FRACASADO

El programa de financiamiento de $ 1.000 millones que planteó el gobierno para la reactivación productiva denominado Reactívate Ecuador se ha operativizado mínimamente causando desconformidad para los micro y pequeños empresarios. Los beneficios crediticios que se otorgarían serían una tasa de interés del 5%, 36 meses de plazo y 6 meses de gracia, otorgado a través del Banco del Pacífico.

De las 1723 operaciones aprobadas al 14 de julio por $ 78 millones, solo se han desembolsado $ 30 millones. Además, otros solicitantes no han podido acceder a dicho crédito. Por lo que la Comisión Nacional Anticorrupción y la Cámara de la Pequeña y Mediana Empresa de Pichincha (Capeipi) presentaron un reclamo ante el incumplimiento. Según el MEF, se han desembolsado $ 54,5 millones, es decir, 10,8% de los $ 500 millones destinados a las Pymes.

Para conseguir competitividad y una reactivación económica se debe centrar los mecanismos para impulsar lo que se está moviendo, como la agroexportación y la producción de alimentos. La pandemia dio un shock sin precedentes a las cadenas de suministro de alimentos, con rápidos cambios en la demanda de los consumidores, aun así, estos sectores mostraron una resiliencia sorprendente, según señala el jefe de la división de políticas agrícolas de la OCDE.

Además, se requiere de inyección de recursos en proyectos que den dinamismo a las actividades económicas al interior del país. Por ejemplo, la autopista Quito-Guayaquil que significaría una inversión de $ 2.000 millones. Por otro lado, la inyección de liquidez está a la espera de que entre al país un banco grande que compre al Banco del Pacífico y logre alcanzar tasas de interés de entre 1,3% y 2,3% para cinco años. Pero un elemento clave es el reducir las incertidumbres internas y lograr mejores condiciones para volver más atractivo al país para las inversiones.

* MULTIPLICA es una compañía de consultoría e investigación, fundada en enero de 1994. Su objetivo central es llevar adelante investigación aplicada en las áreas empresariales, macroeconómicas, finanzas y desarrollo.

 

 

 

Si va a hacer uso de este artículo, por favor cite la fuente original. Artículo de información (I).

Encuentre contenido relacionado en nuestro archivo histórico:

Ecuador: hacia la búsqueda de la consolidación fiscal

El panorama económico aún es turbio para el Ecuador

“No se puede decir que estamos bien, más de 650 mil personas pasaron a la desocupación”

Fuga de capitales vs. salida de divisas: ¿a dónde apunta el Ecuador?

La economía cayó en -12,4%, golpeada por todos los frentes