Prepararse para la revolución 4.0

Prepararse para la revolución 4.0

LABORATORIA
revistagestion.ec
Enero 13, 2019 - 21:48

Después de seis meses en Ecuador buscando involucrarnos en el mercado, conociendo a grandes empresas de diferentes industrias y tratando de posicionar a Laboratoria, podemos decir que hemos aprendido muchísimo. Hemos visto cómo muchas empresas se encuentran ya sumergidas en procesos internos de innovación.

De acuerdo con la encuesta nacional de innovación de Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INEC), 54,5% de las empresas en Ecuador realizan algún tipo de innovación, de la cual 26,4% se encuentra concentrada en el rubro de servicios.

Algunas empresas enfrentan estos procesos con equipos que están generando productos digitales, otras han hecho grandes inversiones en robótica o programas digitales para sistematizar acciones internas. Hemos visto también otros casos de empresas que tienen equipos capacitados en metodologías evolutivas de construcción de productos como son Agile o Design Thinking, entre otras.

Sin embargo, en este costoso proceso casi todas las empresas aún están tratando de conciliar estas nuevas y disruptivas ideas con lo que significa su negocio. En muchos de los casos lo ven como un producto adicional que viene dado por un equipo interno que identificó una idea ganadora. En otros casos, los procesos de innovación se dan porque sus competidores naturales en la industria lo están haciendo.

Buscamos identificar cuáles son los mayores “dolores” de las empresas en este proceso de innovación y transformación y descubrimos que, a pesar de que todas están avanzando a su propio ritmo, la famosa “paradoja de la innovación” está presente en todos los casos, por ejemplo:

 

  • Equipos de innovación que avanzan solos creando nuevos productos, que cambiaron el look de su espacio de trabajo y visten jeans y camiseta, pero que no son vistos con ojos amigables por otras áreas de la compañía, quienes los consideran desadaptados y que no creen que aportan tanto al “core del negocio”.
  • Islas innovadoras dentro de la misma compañía que chocan a cada paso por tratar de comprobar cuál es la mejor metodología que los lleva a altas inversiones en maquinaria o en consultorías que les den claridad para avanzar.
  • Es así que fuimos entendiendo que las empresas se hacen preguntas como: ¿hacia dónde avanzar?, ¿con qué herramientas?, ¿qué debo implementar?, ¿dónde consigo el equipo para hacerlo? Incluso hemos escuchado que algunas de ellas han decidido implementar un sistema y despedir inmediatamente a tres cuartas partes del área argumentando que el sistema los suplirá.

 

¿Pero por qué es tan importante poner atención a la paradoja de la innovación?

La paradoja de la innovación es un concepto del Harvard Business Review que consiste en que las empresas necesitan tener dos tipos de personas: las que están en el “core business” y se encargan de ser excepcionales en lo que hacen y aquellas que están buscando el futuro sobre cómo matar el negocio actual e identificar el 4.0 antes de que la competencia u otro actor lo haga.

Ninguna de estas personas es mejor que la otra, solo tienen objetivos distintos. Lo ideal es que trabajen de la misma forma, con las mismas metodologías, para que cuando la “disrupción” llegue al negocio tradicional puedan adaptarse más fácilmente.

Como decíamos líneas arriba, la mayor necesidad de las empresas es tener esta capacidad de conciliar su negocio tradicional con las nuevas ideas. Para eso es importante, por un lado, tener a esos equipos que van a salir a buscar estas ideas innovadoras o disruptivas muy cerquita de los usuarios. Por otro lado, también es necesario preparar al Titanic para la llegada de estas ideas y permitirles que se inserten en el corazón del negocio y no lo rasguen en su paso.

Para que esto pase es clave que todos tengan una visión clara de cómo pueden darse estos cambios. Es así necesario tener un lenguaje en común que les permita salir y experimentar, entendiendo cómo medir sus resultados y qué es lo que obtendrán de regreso. También es importante trabajar con los equipos más “tradicionales” en entender que esta transformación no solo se dará en los equipos de innovación sino también en sus áreas y cómo el aprender de esto puede ayudarlos a agregar más valor en su trabajo día a día.

Como Laboratoria venimos acompañando a más de 35 empresas de 10 industrias diferentes, en tres países de la región en ese proceso de hablar un lenguaje común, de entender qué es la transformación digital e identificar y potenciar a esos talentos dentro de los equipos actuales que, conjugados con nuevos elementos más técnicos, podrán definir cómo ganar en esta era digital.

¿Quieres conocer cómo puedes tener a Laboratoria como partner en el cambio de la cultura organizacional de tu empresa? contáctanos a http://empresas.laboratoria.la/corporate-training