Las remesas enviadas aumentan, pero la crisis en Venezuela distorsiona su destino

Secciones
revista gestión

Las remesas enviadas aumentan, pero la crisis en Venezuela distorsiona su destino

Agosto 4, 2019 - 19:00

En el primer trimestre de 2019, las remesas enviadas aumentaron en 154% en comparación con 2018, llegando hasta los $ 140 millones. Colombia y Perú se encuentran entre los principales destinos del dinero ecuatoriano, pues captan casi 80% del total, a pesar de que es la población venezolana la que crece y se asienta entre las principales ciudades del Ecuador. La explicación es simple, el control cambiario de Venezuela afecta a los receptores de dinero que es enviado por sus connacionales alrededor del mundo, lo que genera mecanismos alternativos, como enviar las remesas hacia Colombia y que familiares o amigos lo expidan de otros modos hacia Caracas, Bolívar, Monagas o las otros 23 Estados que conforman Venezuela.

El Banco Central del Ecuador (BCE) es el ente encargado de registrar las remesas enviadas y recibidas durante cada trimestre, todos los años. Las remesas se definen como el envío de dinero entre dos países distintos y se caracterizan porque son efectuadas por individuos, más no por empresas o corporaciones. Su principal destino suelen ser las familias, para que puedan satisfacer sus necesidades en el país de origen y mejorar las condiciones financieras dentro del hogar. En el caso ecuatoriano se evidencia un excedente, en el sentido de que las remesas recibidas superan ampliamente al dinero enviado, pues para el primer trimestre del 2019 han entrado $ 736 millones y se han expedido tan solo $ 140 millones.

Ahora bien, las remesas son un gran aporte a la economía nacional, pues incrementan la entrada de dinero dentro de la estructura de balanza de pagos; sin embargo, durante el primer trimestre en los últimos años se han registrado importantes variaciones en términos de las remesas enviadas. A inicios de 2015 se enviaron alrededor de $ 55,4 millones mientras que en el mismo lapso de 2019, las remesas expedidas aumentaron hasta los $ 140,98 millones, mostrando un crecimiento en términos relativos de 154% (Gráfico 1). Como se mencionó anteriormente, el dinero recibido supera al enviado, no obstante, la brecha se ha reducido al pasar de los años como producto de la remisión monetaria.

Gráfico 1

Remesas enviadas durante el primer trimestre de cada año

gráfico 1

 

MÁS REMESAS AL PAÍS CAFETALERO

Durante el primer trimestre del presente año y de los cuatro anteriores, Colombia ha sido el principal destino de las remesas ecuatorianas, capturando entre 60% y 70% del total. En segundo lugar, se encuentra Perú, que para enero, febrero y abril de 2019 recibió 9,5% de los envíos de dinero. Ocupando la tercera posición, en el top 5 de economías que receptan dinero ecuatoriano, está China, con 3,2% para lo que va de 2019; esto se explica por la alta ocupación de funcionarios orientales que se desempeñan en el país en sectores clave como la minería, el comercio y la diplomacia. 

                                                                                   Gráfico 2         

Remesas enviadas en  el primer trimestre de cada año, por país

gráfico 2

 

Aunque la cancillería señala que en territorio ecuatoriano habitan alrededor de 267.000 venezolanos, durante los primeros tres meses de 2019 apenas enviaron escasos $ 366.000, es decir, 0,3% del total. Con estos datos, Venezuela ocuparía el lugar 17 entre las naciones que reciben dólares provenientes de Ecuador como producto de las remesas. De hecho, entre el primer trimestre de 2015,2016 y 2017 tan solo se registró la expedición de $ 174.000. Esto a pesar de que, según la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur), Ecuador es el cuarto principal destino del éxodo venezolano, por detrás de Colombia, Perú y Chile.

 

EL CONTROL CAMBIARIO DE VENEZUELA DESVÍA LAS REMESAS ENVIADAS

Esto permite analizar lo siguiente. Dado que en Venezuela el Gobierno controla todas las entradas de divisas, así como su convertibilidad a bolívares – moneda utilizada en ese país-, los migrantes prefieren utilizar otros mecanismos para enviar los dólares y que así sus familias reciban más dinero, pues la convertibilidad oficial afecta significativamente a la moneda que finalmente se percibe.

De esta manera, los migrantes venezolanos prefieren enviar su dinero hasta Colombia, muchas veces a la zona fronteriza, para de esta manera evitar la carga de impuestos y convertibilidad oficial, además muchos prefieren no cambiar la moneda, dado que muchas transacciones se realizan en pesos colombianos o en dólares dentro de Venezuela. 

Esto dificulta conocer a ciencia cierta cuál es el monto real de las remesas enviadas a Venezuela como destino final, pues el control cambiario reduce los incentivos para que el dinero enviado hacia amigos o familiares sea de manera directa.

Por: Eduardo Cobos, redacción Revista GESTIÓN.

 

 

 

Si va a hacer uso de este artículo, por favor cite la fuente original. Artículo de información (I).

Encuentre contenido relacionado en nuestro archivo histórico: 

La producción petrolera mejora

No hay optimismo para el crecimiento económico del Ecuador este año

Ecuador sigue anclado a la venta de bienes primarios

El consumo sigue apuntalando la (leve) mejora de la producción

Reperfilamiento de la deuda no es un ahorro para el país